3 de noviembre de 2006

El discurso de Rafael Ramírez: PDVSA sí es roja, ¿y qué?

Les dejo el controversial discurso que Rafael Ramírez dio en PDVSA (creo que la semana pasada) y que levantó tantas controversias el día de hoy. Grabado por la Sra. Trina Sabatche (o al menos eso dice Eddie Ramírez, de Gente del Petróleo). Esta versión se escucha mucho mejor y se entiende bien :) Insisto: es un discurso que aplaudo de pie, y lo hoy iniciado es una clara advertencia de que los bolivarianos están en pie de guerra y no permitirán que la empresa se embochinche, como en 2002.



Quienes lean este blog desde PlanetaLinux pueden ver los videos en estos links: parte 1 y parte 2

Transcripción

Antes que todo, quiero saludar a mis compañeros de la Junta Directiva que nos acompañan acá, que siempre hemos estado juntos en todas las batallas y en todas las situaciones que se han vivido. Sobre todo después de la derrota del sabotaje en la industria petrolera (...)

También quiero saludar a los viceministros que están acá, combativos, aguerridos; a los directores del Ministerio de Energía y Petróleo, a la directiva de la Junta Nacional de Gas, al presidente de Pequiven; a tantos compañeros, como dijo Luis, de primera y segunda línea de Petróleos de Venezuela. Si son de la primera y de la segunda línea, quiere decir que estamos frente a la vanguardia revolucionaria de nuestra industria petrolera y eso es algo de lo que yo quiero hablar acá.

Tantos amigos que están aquí, Edelio, Barrientos, Carlitos, Pedro, Socorrito, Iván, todos, todos, todos. De tal modo que nosotros queríamos ver una reunión más informal que la que estoy viendo, y empezar por un contacto para fijar algunas líneas políticas.

No vamos hablar acá de temas de la empresa, de nada de eso. Venimos a hablar de política que tiene que ver con la empresa, que tiene que ver con el futuro de nuestro país, que tiene que ver con todo. Pero no vamos a hablar de ningún tema respecto a la administración de la empresa, del tema operativo, siempre en la palestra.

Venimos aquí a hablar de política. Venimos aquí a poner en línea algunos asuntos. Venimos aquí a ajustar algunos temas, producto de una discusión que hemos tenido en el seno de la Junta Directiva.

Efectivamente, hemos estado revisando. Hemos estado, bueno, haciendo un balance de todo lo que está en la actualidad, de todos los temas de orden político de la actualidad.

Entonces, bueno, nos llegan allá al seno de la Junta, nos empiezan a llegar correos electrónicos, nos comienzan a llegar notas internas, nos comienza a llegar, que si la normativa tal, que si la normativa cual, que si el color rojo o no rojo, que si los códigos de la Nueva Pdvsa.

A ningún gerente, a ningún funcionario público del Ministerio de Energía y Petróleo, a nadie de ninguna nómina, a nadie de nuestros componentes militares, a nadie de las reservas, a nadie de nadie que esté aquí en la Nueva Pdvsa, le quede una pizca de duda que la Nueva Pdvsa está con el Presidente Chávez (aplausos).

Yo quiero que los compañeros gerentes nos ayuden a borrar de nuestra normativa, de nuestros correos internos, de cualquiera de los elementos que dirigen la empresa, cualquier asunto que pueda ser una duda respecto a nuestro apoyo al Presidente Chávez.

Nosotros tenemos que decir claramente, como ustedes me han venido escuchando en las áreas que estoy diciendo y que estamos repitiendo, y ayer incluso lo dijimos en la prensa: que la Nueva Pdvsa es roja, rojita de arriba a abajo (aplausos).

No es el momento compañeros, no es el momento que ahora nosotros nos comportemos como lo hace un gerente petrolero más, o peor aún, como un gerente petrolero que nos recuerde la vieja Pdvsa.

Yo quiero que aquí ustedes se sacudan de la cabeza el tema de que alguien nos puede sancionar o alguien nos puede criticar, si nosotros expresamos a nuestro pueblo que esta empresa está cien por ciento apoyando al Presidente Chávez (aplausos).

Es un asunto que nos crea una situación que ha paralizado a alguna gente nuestra, a nuestros obreros, a nuestros empleados. Es un crimen, es un acto contra-revolucionario, que algún gerente aquí pretenda frenar la expresión política de nuestros trabajadores en apoyo al Presidente Chávez.

Yo quiero que acá hagamos una reflexión, una autocrítica si hubiese lugar. Pero, en todo caso, que estémos en guardia, porque nosotros no vamos a permitir que alguien, dentro de la empresa, frene o congele las expresiones de nuestro pueblo, de nuestros trabajadores en el apoyo al Presidente Chávez. Esto es una línea que queremos que esté clara.

Aquí estamos apoyando a Chávez, que es nuestro líder, que es el líder máximo de ésta Revolución. Y vamos a hacer todo lo que tengamos que hacer para apoyar a nuestro Presidente. Y el que no se sienta cómodo con esa orientación, es necesario que le ceda su puesto a un bolivariano. (Aclamación. Uh! Ah! Chávez no se va!); que eso es lo que le estamos diciendo a viva voz a nuestros obreros, de manera directa. Este es nuestro mensaje.

Y que se levanten, incluso, contra cualquier gerente que pretenda congelar esta pasión y que pretenda frenar este acuerdo. Aquí, dentro de Pdvsa, a Chávez no lo para nadie. Y aquí, dentro de Pdvsa, debe estar bien claro que esta Nueva Pdvsa que nació al calor de la derrota del sabotaje petrolero es bolivariana, es roja y está resteada con Chávez.

Eso es lo que le estamos diciendo a nuestros trabajadores. Eso es lo que le estamos diciendo a nuestros obreros. Y eso es lo que queríamos decirles a ustedes de manera directa: para que aquí no quede dudas, ni haya sorpresas cuando nosotros tomemos las acciones que tengamos que tomar, para alinear la fuerza de esta empresa en defensa de los intereses supremos de nuestro pueblo, que son claramente expresados por el Presidente Chávez.

Nosotros tuvimos que remover una persona: el hombre de un área operativa nuestra, entonces permite que el candidato Rosales aterrice y transite en el medio de nuestras áreas. Coño ¿pero qué vaina es esa? dijimos nosotros ¿Qué pasa aquí? ¿Es que aquí se volvieron locos? ¿Es que es verdad entonces que tenemos infiltraciones de los escuálidos, de los enemigos de esta revolución?

Pues, que sepan ustedes que nosotros no lo vamos a permitir. Cuando nosotros detectemos asuntos parecidos a ése, los vamos a liquidar contundentemente.

A nosotros no nos tiembla el pulso. Nosotros sacamos de esta empresa a diecinueve mil quinientos enemigos de éste país y estamos dispuestos a seguirlo haciendo, para garantizar que esta empresa esté alineada y corresponda al amor que nuestro pueblo le ha expresado a nuestro Presidente. (Aplausos).

A mi me indigna, y yo estoy seguro que ustedes también se indignan. Nuestra Junta Directiva se indigna cuando nosotros nos encontramos que haya gente "ni-ni", que haya gente "light", que haya gente que ahora diga que aquí estamos en unos procesos de tal para cual, que necesitamos abrir esta cosa. No señor. Aquí al que se le olvide que estamos en medio de una revolución, se lo vamos a recordar a carajazos, pero aquí esta empresa está con el Presidente (Aclamación).

¿Qué creen, que ahora nosotros nos convertimos en unos gerentes? ¿Ahora aquí nos vamos a olvidar de cómo llegó cada uno de ustedes a éste puesto? ¿Cómo llegamos nosotros acá?

Nosotros no heredamos estos puestos. Nosotros no somos el hijo de Rockefeller que hereda entonces a la Exxon Mobil. No señor, nosotros estamos puestos aquí por la Revolución. Estamos puestos aquí por nuestro pueblo. Estamos puestos aquí por el Presidente Chávez. Y tenemos que ser coherentes y leales a esa confianza de nuestro pueblo. (Aplausos).

Yo exijo aquí, combatividad. Yo exijo aquí, compromiso. Yo exijo aquí, que nuestros gerentes de primera y segunda línea --y por eso decía al principio, que deben ser los más bravos de los más bravos-- estén alineados con éste tema o, compañeros, de verdad estamos liquidados y debemos abrirle espacio entonces a otros más revolucionarios que nosotros.

Ustedes deben tenerlo claro. La responsabilidad que tenemos al frente de esta industria es suprema, es inmensa, porque aquí lo que se ha estado debatiendo por la conquista y la toma del poder es el control de nuestro principal recurso, del petróleo y del gas; es el control de nuestro principal recurso, para disponerlo o al servicio del imperialismo yanqui o al servicio de nuestro pueblo.

Eso hay que entenderlo. Eso hay que discutirlo, para que entonces veamos exactamente cuál es nuestro rol en esta coyuntura.

Todavía por ahí hay gente que dice que, eso del imperialismo es una exageración del Comandante Chávez. El que tenga duda de eso, que vaya a Faluyah; el que tenga duda de eso, que revise los más de seiscientos cincuenta mil civiles iraquíes que han ofrendado su vida, solamente porque el imperialismo yanqui optó, decidió, hacerse del control del petróleo del pueblo iraquí.

El que tenga dudas respecto del imperialismo yanqui, que vaya ahorita a Bolivia y vea cómo nos están aplicando allá, al presidente Evo Morales, la misma receta que le aplicaron al Presidente Chávez al final del año 2001; todo el año 2002. La misma presión internacional, la misma subversión interna; las mismas élites, que allá es terrible, además, porque allá hay un desprecio hacia los indios, y ahora lo están llamando "fundamentalismo andino" el imperialismo y sus cachorros.

Nosotros vamos a ayudar a Bolivia. Sepan que de aquí salimos a una reunión en la Cancillería, porque vamos con todos los hierros, a jugarnos el futuro de Bolivia junto con Evo Morales. (Fin del video).
Publicar un comentario