26 de septiembre de 2005

Programa de RNV revive el debate contra política comunicacional de VTV y el Minci tras el caso Dossier

Este lunes fue un día muy diferente, y logró quitarnos el agrio sabor que dejó el programa que directores de medios del Estado y Vanessa Davies realizaron el domingo. Y es que parecía que todos los moderadores de programas de radio y TV se plegarían a la línea aparentemente emanada por el Ministerio de Comunicación e Información (Minci), según la cual no podías referirte al caso de Walter Martínez y Dossier a menos que fuera para criticarlos y hacer más leña del árbol caído.

¡Vladimir Acosta revivió el debate!

Por ello fue tan gratamente sorpresivo el programa "De primera mano" que Vladimir Acosta realizó en Radio Nacional de Venezuela este lunes en la mañana. Miles de personas que se vieron identificadas por su discurso, cansadas de escuchar a los moderadores de otros programas, a directores de medios del Estado e incluso a políticos del chavismo ir en contra de su opinión.

El programa fue tan bueno que la emisora recibió decenas de llamadas exigiendo su repetición, y fue retransmitido en horas de la noche a pesar de que su contenido no sólo iba en contra de la línea del Minci, sino que hacía duras críticas tanto al ministerio como al canal del Estado. Ni siquiera el propio Presidente Chávez se salvó de una amistosa expresión de desacuerdo.

El audio em MP3 está en Aporrea: Parte I | Parte II

El análisis de Acosta fue muy profundo. Tras examinar las dos posturas en juego y dejar en claro que el caso Dossier había develado problemas importantes, Acosta criticó la conducta del Minci y de VTV, la suspensión a periodistas, su lamentable comunicado y manifestó estar convencido de que Venezolana de Televisión y el Ministerio de Comunicación e Información han querido reducir los programas de discusión política con la suspensión de programas como La Hojilla y La Lámpara de Diógenes. Aseguró que algunas personas buscan ocultar que hay discusiones políticas dentro del proceso, a pesar de la importancia de las mismas.

Concluyó que hay un enfrentamiento entre dos partes del proceso: una, llamada desarrollista, que genera un capitalismo productivo necesario para el avance del país, y la otra, los movimientos populares, donde la población exigen avances y mejoras en la revolución. Pero ambas partes se necesitan: una para el desarrollo económico nacional y la ota para evitar que el proceso gire hacia la derecha.

Luego de que el programa de Acosta fuera repetido en la noche, vino el que conduce en RNV la directora de YVKE Mundial, Cristina González, quien lo aplaudió. Walter Martínez llamó al programa de Cristina para agradecer el gesto de Acosta y del pueblo que les daba apoyo. Ya para ese momento varias personas habían llamado a RNV expresando su beneplácido.

En YVKE Mundial, Luis Guillermo García enfrentaba a otro montón de personas llamando y exclamando lo mismo, mientras él mantenía una línea rotundamente oficialista y los acusaba de no querer adaptarse a los cambios.

Posteriormente, en el programa "La Hojilla en Radio" en RNV, Mario Silva prefirió no hablar mucho y dejar los micrófonos abiertos para que la gente continuara expresándose, en su enorme mayoría, contundentemente a favor de Dossier y del programa de Vladimir Acosta.

  • "Lo que originó el comandante del jueves para acá es muy, pero muy interesante", dijo Mario. Recordó que en el debate en Aporrea algunos articulistas "llegaron a usar la xenofobia, y ante el pronunciamiento que tuvo el Comandante el jueves, muchas personas dijeron que 'ya el Comandante habló y el tema se acabó.' Pero Vladimir Acosta hizo un análisis muy interesante al respecto", y demostró que la discusión sí iba a seguir.

  • "Este dragón despertó y yo quiero saber cómo el Presidente lo va a apagar", dijo una señora que llamó al programa de Mario. "Por favor no te dejes poner una mordaza", continuó.

  • "El programa del Dr. Vladimir Acosta nos gustó mucho esta mañana, queremos grabarlo. Mario, te queremos mucho y siempre estamos pendiente de ti", dijo otra.

  • "Pareciera que hay como una directriz de alguien para que las intervenciones no vayan en ese sentido (en defensa de Dossier)", dijo otro señor que llamó y dijo que hubo un giro de 180 grados en la mayoría de los programas de opinión este fin de semana. Hasta en el de Ernesto Villegas, "quien es siempre ten ecuánime", parece que se quiso interferir de alguna forma una intervención del general Luis Cabrera Aguirre respecto a Walter Martínez.
Hasta el programa de Alberto Nolia en YVKE estuvo movido, terminando en insultos por parte de su moderador contra quienes criticaran al Presidente, luego alguien llamó para devolverle los insultos y criticar que él no se meta con Patricia Poleo, y luego llamó José Ovalles a seguir insultando a quienes protestaban lo de Dossier. ¡Na' guará!

Y una pequeña victoria: si bien el programa de Walter Martínez no regresó, el Minci y VTV no repitieron el odioso comunicado que colocaban a las 10 de la noche mandando a Martínez a la Fiscalía. ¡Es un avance!

Como podrán ver, este lunes fue un día demasiado interesante en todos los aspectos. Definitivamente el Minci y la gente de VTV está en seriors problemas, están siendo atacados por un pueblo inconforme con ciertas actitudes y no pueden recurrir de nuevo a la censura o a sacar a los programas de Mario Silva o de Vladimir Acosta, pues de hacerlo el descontento popular simplemente rebasaría los límites y los pondría en aprietos.

El programa de Vladimir Acosta... ¡completo!

Comenzó con un muy valiente resumen de lo que han sido las reacciones populares tanto a favor como en contra de Walter Martínez, lo cual ya de por sí era una diferencia con respecto a los demás moderadores, quienes parecían negarse a reconocer la existencia de ese gran grupo de bolivarianos que cuestionaban a VTV, al Minci, criticaban al Presidente por su intervención el jueves pasado y defendían a Dossier.

Recordó Acosta que el problema con Walter Martínez es un conflicto que parece pequeño, pero que saca a la luz problemas de mayor magnitud. Tras haber leído muchas opiniones en Aporrea y otros medios, Acosta afirma que han habido dos posiciones:

  • Quienes han defendido al canal y al Minci, criticando a Dossier y a Walter Martínez. Para Acosta, quienes asumieron esta posición son "una clara minoría".

  • Quienes han defendido a Dossier y a Martínez, y al mismo tiempo han criticado al canal ocho, a su presidenta y al Ministerio. Los llama una "aplastante mayoría",indicando que de 150 artículos publicados en Aporrea, entre 120 a 130 corresponden a este sector. Menciona la recolección de firmas a favor de Dossier, en la cual afirma que hay unas dos mil opiniones apoyando a Martínez y criticando al canal.
Acosta resumió los argumentos de uno u otro lado, indicando que la discusión se ha polarizado. Recordó el "argumento chantajista de que no se pueden hacer críticas para no darle armas al enemigo", argumento que surgió entre la gente que defiende al Estado. "Todas las cosas se tienen que discutir en secreto o en casa, así no se ofrezca ningún espacio para discutir, porque los mismos se han cerrado."

Mostró su aprecio tanto a Walter Martínez como a Blanca Eekhout, a quienes consideró comprometidos con este proceso.

Ya en este momento el programa estaba realmente candente.

Lo importante es lo que dijo

"Más allá de la forma en que Walter Martínez dijo las cosas. Más allá de las razones personales que haya tenido para decirlas. Más allá de que Dossier no sería el espacio para plantear las cosas que planteó --y yo no he visto otro espacio en el canal que sirva para eso--, lo que cuenta es lo que dijo", exclamó Acosta.

"Yo aquí condeno la llamada falacia ad hominem, que consiste en descalificar a quien dice algo en vez de preguntarse si lo que dice la persona es verdad. Es decir, matar al mensajero por tener malas noticias."

"Caer en la falacia ad hominem de tratar de matar al mensajero es exactamente lo que ha hecho el canal y lo que ha hecho el Minci, porque el mensajero dijo lo que ellos no querían. Sobre todo con esa deplorable actitud y con ese deplorable comunicado... porque no encuentro otro calificativo más suave que usar al respecto."

¡Fin de mundo! Por fin alguien se atrevía a criticar públicamente el lamentable comunicado que la junta directiva de VTV y el Ministerio de Comunicación e Información emitieron el jueves pasado.

Pero Acosta siguió sin miedo: "Walter Martínez habló en el canal de corrupción, de ladrones que se ponen una boina roja para robar y de personas en el proceso que siguen promoviendo el chavismo sin Chávez, y estas cosas son dos grandes verdades. Es muy probable que los enemigos del proceso exageren sobre todo la corrupción, pero no queda ninguna duda de su existencia. Uno lo sabe por las cosas que uno ha ido conociendo sobre la misma , y por las denuncias del mismo pueblo. Y no me pidan ir a la Fiscalía, ¡por favor!"

La gente apoyó a Martínez por lo que dijo

"La reacción de la gente chavista fue de apoyo a Walter Martínez, no sólo porque es un excelente periodista o porque tiene un excelente programa, sino por lo que dijo Walter Martínez y porque están apoyando lo que él se ha atrevido a decir algo en el canal del Estado, y es por ello fundamentalmente que lo apoyan."

"Entonces aparece la respuesta del canal y del Minci, una respuesta que expresa un estilo pésimo, condenable, que tiene que ser erradicado y superado. Por un lado la tontería de exigirle a Walter Martínez que vaya a la Fiscalía con las pruebas, descalificando la denuncia cuando aquí todo el mundo hace denuncias. A veces hay denuncias con pruebas y nadie les para, empezando por la propia Fiscalía, que funciona para algunas cosas y no funciona para otras."

Acosta criticó entonces los siguientes errores del Minci y VTV:

  • "Exigirle a Martínez que se retracte para no sacarlo del aire. Eso no puede ser un estilo democrático y adecuado de discusión."

  • "Ocultar las protestas que tuvieron lugar frente al canal, noticias que aparecieron en otros canales o en Aporrea y no en el canal del Estado."

  • "Redactar noticias sesgadas y despectivas con relación a Walter Martínez."

  • "Sancionar a unos periodistas porque no leyeron el comunicado." A la derecha Fabiana Ochoa, una de las jóvenes suspendidas del noticiero de VTV.

  • "Descalificar a quienes no han participado en la protesta, sugiriendo que puedan ser agentes de la CIA, escuálidos disfrazados o que no son revolucionarios."
"¡Por favor, por favor! Nada de esto tiene que ver con democracia, con democracia participativa o con discusión abierta de los problemas. Esto es un pésimo estilo, un estilo autoritario y arbitrario que no puede tener espacio en un proceso como este. "

Sobre la intervención del Presidente el jueves

Igualmente, Vladimir Acosta fue el primer moderador que no tuvo temor en emitir una respetuosa crítica al Jefe de Estado por su famosa llamada del jueves a La Hojilla:

"Yo, lamentablemente, no estoy de acuerdo con la posición y la intervención del Presidente Chávez" dijo valientemente. "Lo que me parece que no estuvo bien es que el Presidente fue contradictorio con su propia propuesta. Porque dijo que no se iba a involucrar en el problema y luego se involucró dando una opinión a favor y una opinión en contra. Y luego, prácticamente llamó a suspender el debate, con el argumento de que conocía cosas que no podía decir. Entonces, ¿cómo quiere que los demás que no conocemos razones secretas podemos discutir informados?"

"Me parece que esto no estuvo bien y se creó una situación incómoda. Mucha gente que NO es enemiga de este proceso se sintió incómoda con el Presidente porque entendió que se les estaba ordenando callar a partir de que él tenía unas informaciones secretas que no podía comunicar a nadie."

Otros conductores de programas acabaron con el debate

"Lo peor de todo fue la reacción de algunos conductores de programas de radio y televisión que siempre están abiertos a la crítica y la discusión, por una reacción sorprendente: obediencia total, silencio absoluto; aquí se acabó el debate porque habló el líder infalible, porque el jefe es jefe, porque el Presidente no se equivoca, porque el Presidente lo sabe todo, porque él tiene sus razones, por algo es Presidente, por algo ha ganado tantas elecciones y a los demás solo nos toca obedecer y callarnos."

"Yo creo que esto es algo completamente equivocado. (...) Aquí no hay ovejas, hay un pueblo que sabe por qué está luchando y quiere saber por qué está luchando. Nadie se niega a la disciplina, pero la disciplina se construye en base al conocimiento y la discusión colectiva y no sobre la base del secreto y la autoridad absoluta."

Chávez es el líder, pero no es infalible

"El Presidente Chávez es el lider indiscutible de este proceso, es su actor más dinámico, es su gran fuera física y espiritual que tiende a revitalizar y hacer avanzar este proceso. Tiene una visión amplia y logra grandes aciertos."

"No digo que el Presidente no tenga razón en este caso. ¡Yo no lo sé! Tendría que escuchar sus razones para saber si lo que dice es válido o no. A lo que me opongo es a tener que aceptar que el Presidente -como cualquiera de nosotros- tenga la razón sin saber los motivos que le dan la razón."

Y la gente continuó discutiendo a pesar de la advertencia

"Lo que me parece positivo es que alguna gente del pueblo, sin dejar de seguir amando, respetando y admirando a Chávez, han continuando opinando y discutiendo. Porque lo central es discutir las cosas y formarse una opinión sin caer en excesos o agresiones personales. Y permitir que la disciplina nazca del conocimiento, del razonamiento y no de un principio de autoridad."

Política comunicacional de VTV va en contra del debate

"Lo primero es preguntarse cual es la verdadera situación del canal ocho", dijo. "El canal tiene una política que fue elaborada y conformada por el Minci desde hace unos meses. Pero la misma es equivocada, porque en mi opinión va en contra de la politización y la participación."

"Es una política de corte más o menos light, que va dirigida a reducir todo conflicto, a rebajar el conflicto si es posible hasta llevarlo al mínimo o hacerlo desaparecer, olvidando que la discusión política no sólo es necesaria, no sólo es imprescindible, sino que en un proceso de transformación, en un ambiente de cambios como el que vivimos y seguiremos viviendo, la discusión genera conflictos."

"Regular y canalizar el conflicto para evitar que se convierta en una guerra civil es una cosa, y otra cosa es atenuar el conflicto hasta despolitizar a la gente politizada que ha sido la gente que defendido este proceso poniendo en riesgo hasta su propia vida."

"Entonces viene la idea de matar al mensajero, callar a la gente en vez de atender el problema que la gente está denunciando."

"Lo que está pasando en el canal ocho no es casual, como no es casual el cambio del logo, que es un indicador o una señal de que eso se está convirtiendo en otro canal."

"Yo soy uno de los enemigos de ese logo, me parece que ese logo confunde; que se parece a Globovisión y que no es el logo que identifica la gente que ha luchado por este proceso y que va a seguir luchando para que este proceso se profundice."

Moderación, distensión y menos conflicto

"Aquí ocurre (...) que después del referendo de agosto del año pasado y después de las elecciones de alcaldes y gobernadores, después de la fuerza que adquirió el gobierno, se inició un cambio de política dirigido hacia la moderación y hacia la distensión. Se empezó a dirigir una política comunicacional en esa dirección: menos conflicto, menos participación popular. Es la línea que se viene imponiendo lentamente en el canal 8."

"Nadie critica que se trate de aminorar la tensión. (...) Pero aminorar la tensión tiene límites: los límites son la conciencia política, la participación política y la necesidad de la discusión política, que es fundamental para este proceso. Y el aminorar la tensión no puede colocarse por encima de los intereses del avance del proceso de cambios."

Oposición sigue conspirando

"Y la tensión baja de este lado, pero los canales escuálidos siguen conspirando, siguen intrigando, siguen calumniando, siguen mintiendo, siguen violando la propia Ley de Responsabilidad Social que el canal ocho sí cumple pero que ellos no aplican. Y a ellos nadie los manda a la Fiscalía."

"Se ejerce una política de amplitud y generosidad con un enemigo implacable que sigue conspirando con su mismo objetivo, que es acabar con este proceso, que es matar con Chávez, matar a Chávez y volver a ese pasado nefasto que vivimos hasta hace unos años. La amplitud se ejerce contra un enemigo tan feroz como este después que se le ha derrotado, cuando se le puede ayudar a levantar, pero no antes porque es una prueba de fuerza sino de debilidad."

Programas de VTV fueron eliminados

"En el canal del Estado, los programas conflictivos han sido eliminados paulatinamente. Han desaparecido algunos programas de análisis político mientras que otros se han vuelto más fríos y pesados. (...) Ese tipo de programas de participación y críticas de la gente al propio proceso molesta a muchos burócratas incrustados en el proceso que no les gusta que los critiquen. "

  • "En el canal se eliminó La Hojilla, lamentablemente con la ayuda de los propios conductores del programa, cuyos problemas personales le dieron una oportunidad dorada a quienes querían salir de ese programa porque les parecía demasiado conflictivo."

  • "Programas participativos como el de la Lámpara de Diógenes desaparecieron aduciéndose que el programa era muy costoso; probablemente sí, pero yo creo que allí empezó otra cosa."
"Otros programas se han cambiado de horario, se abusa enormemente de la publicidad oficial; a veces pareciera que fuera un canal comercial, repitiendo y repitiendo lo mismo. Se repiten documentales, programas... todo orientado a convertir al canal en un medio más suave, más tranquilo, más amplio, pero un canal mucho más superficial, mucho menos en un instrumento fundamental para este proceso de cambios y esta lucha."

"También hay enemigos del proceso dentro del canal, que tiene ciertas características técnicas que son importantes."

VTV fue perdiendo audiencia

"En vez de concebir al canal como un medio informativo, dinámico, formador de opinión, que pueda darle la batalla a los medios escuálidos, particularmente a 'Cloacavisión'; en lugar de concebirlo como un canal básico para la política y la educación revolucionaria, como una trinchera esencial del combate ideológico y político que aquí se vive y se va a seguir librando, (VTV) se está convirtiendo en un canal inocuo, y el canal va perdiendo fuerza, va perdiendo interés, va perdiendo audiencia."

"Eso lo denuncia la gente; oigan eso, oigan a quienes lo están diciendo; va perdiendo audiencia y van perdiendo seguidores que no saben qué hacer, porque quieren informarse y no quieren volver a informarse por esa cloaca que es el canal Globovisión."

Proceso con dos partes en conflicto

"El problema no es el canal (...) La pregunta que surge es: ¿por qué pasan estas cosas dentro de este proceso? Y, para mí, lo que ocurre es que este proceso revolucionario no es una sola revolución: son dos revoluciones, dos procesos confundidos hasta ahora en uno. "

  • Uno de los componentes de este proceso se corresponde con un proceso desarrollista, de construir un capitalismo de orden productivo, distinto a la caricatura de capitalismo que hemos tenido en este país. Un capitalismo de corte nacional, centrado en las fuerzas endógenas del país, que no sea tan dependiente y colonial, y volcado en la integración latinoamericana."

  • La otra dimensión de este proceso es la fundamental: el proceso popular, porque al lado de ese proceso capitalista hay un proceso revolucionario, que es la fuente de enriquecimiento de este proceso y la forma de evitar que este proceso degenere en un proceso desarrollista, capitalista, vulgar y corriente que termine beneficiando a los grupos de siempre.
Y para ello debe haber un movimiento popular fuerte, revolucionario, bien organizado, capaz de pasar por encima de las contradicciones de ese desarrollismo capitalista que al final genera contradicciones, dificultades y explotación a pesar de ser necesario. Pero para que esto no se vuelva un proceso de derecha, hay que darle todos los instrumentos para que se fortalezca.

"Hasta ahora, el liderazgo del presidente Chávez ha sido el instrumento fundamental para garantizar la unión entre ambos procesos, para impulsar el desarrollo e impulsar el beneficio para los sectores populares."

"Lo que yo veo que está pasando es que el proceso desarrollista --que es más fuerte y se apoya en los sectores tradicionales y más poderosos-- está empezando a ahogar al otro proceso. Si se le deja solo, no quiere más pueblo en la calles, no quiere más conflictos. Prefiere pactar con las clases dominantes y ganárselas. Y este proceso desarrollista se ve amenazado por su aburguesamiento, por su burocratización, por su derechización. Ese elemento, sin control ni participación popular ni el movimiento popular organizado, tiende a marcarse con la ineficiencia, el burocrastismo y la corrupción."

Movimiento popular se ha debilitado

"El movimiento popular ha sido debilitado por los desarrollistas. Tiene fallas: carece de un gran partido que lo coordine y fortalezca. Hay instituciones débiles y un paternalismo (pedirle todo al Presidente). "

"Las iniciativas populares de organiación han sido cortadas o dejadas de lado desde el propio proceso. No han sido los escuálidos los que acabaron con los Círculos Bolivarianos por más que quisieron calumniarlos. El propio movimiento mató a los círculos boliuvarianos que sólo existen ahora en el exterior. Las UBE, que fueron una esperanza organizativa, también se quedaron en el camino. En general hay una debilidad del movimiento popular, un cierto desconcierto y un cierto descontento que debe verse a tiempo antes de que se vuelva algo mayor."

"Este caso de Walter Martínez ha puesto en evidencia eso, sobre todo cuando se ven actitudes autoritarias, paternalistas y secretistas en el poder (...) El movimiento popular debe fortalecerse porque es la esperanza del proceso revolucionario, y el canal del Estado es una pieza clave en este proceso."
Publicar un comentario