1 de octubre de 2016

MUD remueve a Timoteo Zambrano de su cargo de confianza, pero pide al gobierno no hacer lo mismo

A propósito de los 4 mil altos cargos de confianza del Estado venezolano (directores, viceministros y otros) a los que se les habría pedido su renuncia por haber firmado públicamente solicitando el referendo contra el Presidente Nicolás Maduro, vean este hecho curioso:

Días atrás, el Coordinador de Asuntos Internacionales de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD, coalición de partidos opositores), Timoteo Zambrano, calificó de "inaceptable" la posición de 4 países del Mercosur de suspender y expulsar a Venezuela del bloque por considerar que "la medida es una maniobra que afecta a miles de emigrantes venezolanos en esas naciones".

“Esa posición de suspender y expulsar a Venezuela es inaceptable porque es una maniobra que va a afectar severamente a los venezolanos para que sean expulsados o no le den más entrada a esos países”, dijo Zambrano en declaraciones a El Universal.


Sus declaraciones causaron una gran controversia dentro de la MUD, pues la mayoría de sus integrantes más bien celebraban la sanción de estos países contra Venezuela. Al respecto, dicha organización emitió un comunicado oficial dos días después, contradiciendo totalmente la opinión de Zambrano: "ratificamos nuestro agradecimiento ante la solidaridad de los países fundadores de ese bloque comercial (Mercosur) con la lucha del pueblo venezolano por la democracia y la libertad. (...) Mercosur hace una contribución fundamental y concreta para superar la situación de secuestro que hoy padece la democracia venezolana por parte de una cúpula corrupta".

Igualmente, en el comunicado señalan: "anunciamos la inmediata reestructuración de la coordinación internacional de la Mesa de la Unidad Democrática", que hasta ese momento ejercía Zambrano. Lo que se entiende como una remoción de su cargo.

Al respecto, el Secretario General de la MUD, Jesús "Chúo" Torrealba, expresó en una entrevista en Globovisión el pasado jueves: “El compañero Zambrano expresó un criterio que no tenía el respaldo de su partido ni de la Unidad, en consecuencia de ello se acordó iniciar un proceso de restructuración de la Coordinación Internacional. ¿Quién va asumirla? Si el compañero Zambrano es ratificado por su partido como responsable Internacional, él seguirá formando parte del dispositivo pluripartidista de coordinación internacional. Ya se tomará sobre eso una decisión".

Veamos: Zambrano ejercía un cargo de confianza dentro de la MUD, organización que ―supongo yo― tiene mecanismos para decidir cómo pronunciarse ante hechos como el de Mercosur. Zambrano, al parecer, no ejecutó estos mecanismos, emitió una opinión divergente con la cúpula de la MUD y, por ende, la MUD debió pasar sobre él emitiendo un comunicado en el que lo desautorizan como vocero, clarifican su posición como organización (una posición lamentable, vergonzosa y antivenezolana, pero eso ya es otro tema) y anuncian la reestructuración de la coordinación internacional. Cosa que no tiene nada de malo: también ocurriría dentro del gobierno si un ministro expresa una opinión divergente a la del Presidente, o si un director expresa una opinión distinta a la de su respectivo ministro, etcétera.

De allí que insisto en no comprender el escándalo de la MUD: ¿está bien el remover a Zambrano de su cargo de confianza dentro de la Mesa de la Unidad, pero está mal cuando el gobierno le pidió a 4 mil cargos de confianza presentar su renuncia, luego de que éstos solicitaran públicamente un referendo revocatorio contra el Jefe del Estado?

Son cosas para meditar.
Publicar un comentario