9 de noviembre de 2005

Fiscal regaña a los periodistas por sesgo en el caso Anderson

Durísimas las declaraciones del Fiscal General, Isaías Rodríguez, en contra del canal de noticias Globovisión por la actitud deplorable que ha tomado en estos días, cuando cedió completamente a la tergiversación y a las medias verdades para atacar a la Fiscalía, luego de que esta imputara a Nelson Mezerhane, propietario del 34 por ciento de las acciones del canal, coomo uno de los autores intelectuales del asesinato del fiscal Danilo Anderson el año pasado.

Aquí se las dejo... duran 3 minutos 20 seg.:


En parte dijo:
  • "Claro que haremos las investigaciones (sobre la supuesta red de extorsión en la Fiscalía), pero no cuando ustedes quieran. Ustedes pretenden que eso se investigue primero que las muertes, y cuando digo 'ustedes' me refiero a quien me está entrevistando y al canal Globovisión. (...) no nos vamos a dejar manejar por los canales que están trabajando por la impunidad, quiero que lo sepan. Ni con los periodistas, ni con los editores, ni con las plantas de TV que quieren la impunidad".
  • "Es un actitud sesgada y el propósito y el objeto es tratar de defender a quienes son indefendibles, o de tratar de descalificar los elementos del Ministerio Público."
  • "Ustedes están juzgando y están sesgando para un lado, están jalando la brasa para su sardina (...) Tú descalificas a los otros hermanos de Anderson porque pretendes hacer prevaler a unos familiares de Anderson sobre otros."
  • El fiscal no teme un juicio televisado, "así sea en el Poliedro" con el pueblo allí, pero que esto quedará a criterio del juez o jueza.
  • Dijo que quien sea acusado por la Fiscalía siempre tendrá la opostunidad de defenderse, pero que quien sea juzgado y sentenciado por los medios sufre daño de por vida, porque los medios no ofrecen la opostunidad de la defensa.
  • También reveló que otra persona del sector financiero podría ser imputada como autor intelectual, y que otra nueva persona habría sido detenida.

Globovisión transmite constantemente un "especial" sobre la vida de Danilo Anderson, realizado por la periodista Gabriela Perozo, donde entrevistan a una medio-hermana de él (Marisela Caraballo) y se muestra un perfil muy negativo del fiscal asesinado: por ejemplo, se dice que tuvo una pelea por un reproductor y que tuvo un conflicto en un centro comercial un mes antes de su muerte (no se aclara que el fiscal fue agredido por antichavistas radicales en el Centro Sambil debido a la fuerte campaña que los medios de comunicación habían hecho en contra del Fiscal, calificándolo de chavista y de parcializado).

Igualmente, el canal sólo ha resaltado las declaraciones de una de las hermanas del fiscal, Marisela Caraballo, quien realizó una rueda de prensa desde la sede del partido opositor "Polo Democrático" atacando duramente a la Fiscalía y pidiéndoles imputar a Ignacio Salvatierra y a Sócrates Tiniaco. La hizo junto a Carlos Herrera, un ex concejal conocido porque a los pocos días de la muerte de Anderson declaró afirmando que era un "amigo" de él, y lo acusó de ser extorsionador y chantajista (vaya amigo).

Las otras hermanas del fiscal han sido sistemáticamente silenciadas por Globovisión, y sus declaraciones sólo se han visto por el canal del Estado, Venezolana de Televisión. Ellas han dado completo apoyo a las investigaciones de la Fiscalía.

Leopoldo Castillo y Globovisión dieron un ejemplo de manipulación periodística la semana pasada, cuando se dictó la detención de Patricia Poleo, Nelson Mezerhane y dos personas más como supuestos autores intelectuales del homicidio. Mezerhane es dueño del 34 por ciento de las acciones de Globovisión, y la televisora se negó por varias horas a leer la lista de los presuntos autores intelectuales aún cuando la televisora del Estado y la agencia de noticias ABN habían emitido la información de forma oficial. Leopoldo Castillo, conductor del programa "Aló Ciudadano", con el cable de ABN en la mano y con una cara visiblemente asustada, se negaba a leer la información "para no dañar la dignidad de los acusados".

Ojalá y ese canalcito tratara la dignidad de los 23 millones de venezolanos de la misma manera como protegió la dignidad del Sr. Mezerhane.

Como se sabe, el 18 de noviembre de 2004 el fiscal del Ministerio Público Danilo Anderson fue asesinado por una bomba colocada en su vehículo, en un hecho que conmocionó a todo el país. Anderson llevaba los casos de los acusados por el golpe de Estado del 12 de abril de 2002, en el cual el Presidente Hugo Chávez fue depuesto por 40 horas. También llevaba otros casos trascendentales como los militares disidentes de la Plaza Altamira, las personas y los policías que dispararon el 11 de abril de 2002, y una larguísima lista de etcéteras.
Publicar un comentario