18 de abril de 2007

¡Ministro Chacón en pro del Conocimiento Libre! Esperamos su ayuda en el caso Genexus-Artech

Este martes, el ministro para las Telecomu- nicaciones y la Informática, Jesse Chacón, juramentó a Elda Rodríguez, la nueva Superintendente de Suscerte (Servicios de Certificación Electrónica), quien sustituye a Omar Montilla según afirma esta nota de prensa. Un hecho que pasó debajo de la mesa debido a la Cumbre Suramericana realizada en Margarita y a las declaraciones de Chacón en torno a RCTV.

Sin embargo, el ministro dio completo apoyo y respaldo al Software Libre. Según las declaraciones que tomó el reportero Ricardo Rojas de YVKE Mundial, Chacón indicó que el conocimiento debe ser libre para todos y no una herramienta de exclusión. Pueden escucharlo haciendo click aquí, o leer esta transcripción:

El sistema de gestión de la autoridad raíz (de Suscerte) demuestra claramente nuestra orientación de soberanía tecnológica. Fue producido en Venezuela por venezolanos, y en una herramienta no propietaria, es decir, fue desarrollada en Software Libre, lo cual va a permitir que Venezuela no sólo apalanque esta tecnología en el interior del país, sino que (...) pueda dar, pueda ceder todo este conocimiento a países que no se han adentrado en esta nueva realidad, sin ningún costo para ellos porque esa es una de las grandes políticas que estamos desarrollando aquí.

El conocimiento debe ser libre para todos, y no como ha sido hasta hoy en el marco del surgimiento de la Sociedad del Conocimiento: una herramienta más de exclusión de grandes sectores sociales. Hemos trabajado en el ministerio en hacer que el uso de las Tecnologías de Información y Comunicación sean una herramienta de liberación y no una vil herramienta de opresión. Que maximicemos las posibilidades para que los venezolanos tengan acceso a la tecnología, y que no sea únicamente el mercado el que defina quien puede tener conocimiento y quien pueda recibir conocmiento.

El dia en que todos los venezolanos tengan la posibilidad de poner en La Red lo que pensamos, ese día seremos verdaderamente libres.

Las palabras de Chacón sin duda que son un impulso importantísimo para el Software Libre y la soberanía tecnológica, más en un momento cuando diferentes entes del Estado, como Bandes o la CVG-Telecom, están apostando por soluciones propietarias antes que por Software Libre.

El caso Genexus

El caso de Genexus-Artech es doloroso. En mayo o junio de 2006, el Presidente Chávez anunció una serie de convenios entre Venezuela y Uruguay entre los cuales estaba un convenio con la empresa Artech, autora del software Genexus, y dijo que "Uruguay es una de las mayores potencias de Software Libre del mundo", una falsedad que demostraba que algunos de sus subalternos lo estaban engañando.

Genexus es una herramienta para desarrollar software. El programador diseña la aplicación en Genexus mediante diagramas, y entonces se genera el código fuente en diferentes plataformas libres y propietarias.

El problema con Genexus es que, si bien genera software en algunas plataformas libres, el software como tal es propietario. No se conoce cómo funciona, no se tiene acceso a su código fuente, y crea dependencias, pues quienes lo usen querrán generar todo su software con él. De esa manera se sigue dependiendo de software privativo para hacer los sistemas del Estado.

Genexus: problemas de nepotismo

El detalle está en que la empresa Artech ha sido representada en muchas ocasiones por Javier Vázquez, hijo del Presidente de Uruguay, Tabaré Vásquez, y de quien se nos ha dicho que es uno de sus dueños (pero aún no hemos podido confirmar). Y tal parece que la mayor parte del intercambio comercial entre Uruguay y Venezuela se lo llevó la empresa Artech, por lo que diferentes congresistas del país del sur están intentando averiguar si hubo irregularidades. Según un artículo del semanario uruguayo Brecha, la venta de tecnología Genexus a CVG-Telecom fue por un monto de 59 millones de dólares y fue gestionada por Javier Vázquez, hijo del presidente uruguayo, en representación de Artech.

El diario oposicionista El Universal aprovechó para sacarle filo al asunto. Según un cable de AP, "en una (ronda de negocios) donde asistieron 130 empresarios privados uruguayos para establecer acuerdos, virtualmente no lograron negocios, a excepción de éste vinculado al rubro informático, otro de viviendas prefabricadas y otro de venta de vacas preñadas."

El diputado por el derechista Partido Colorado, Washington Abdalak, cursó un pedido de informes a fin de "aclarar" la situación generada. Se pregunta si se tuvo en cuenta "lo delicado" del negocio debido a "quién es (Javier Vásquez) y las vinculaciones familiares que tiene". "¿Es correcto, como afirma Brecha, que Javier Vázquez fue quien 'gestionó' ese negocio multimillonario de venta de tecnología Genexus?", se pregunta el legislador.

El MTI y el Laboratorio Genexus

Como sea, es un hecho que el Ministerio de Telecomunicaciones e Informática y el Ministerio de Ciencia y Tecnología, a través del CNTI y el CENIT, están montando en nuestro país un Laboratorio de Investigación y Capacitación en Tecnologías Genexus - Software Libre, "donde se realizará la capacitación a profesionales venezolanos, articulando a cooperativas, PYMES, universidades y personal del sector gobierno." Se pueden encontrar muchos más detalles al respecto en esta denuncia de Feijóo Jiménez publicada recientemente en Aporrea.

Si revisamos a algunos de quienes están detrás de estos negocios, encontraremos a varias de las mismas personas a quienes denunciamos el año pasado por aquel infame convenio CNTI-IBM que le daba potestad a una empresa estadounidense de decidir cuál software iba a ser utilizado por el Estado.

Genexus ya ha trabajado para el Estado venezolano. Según esta nota de prensa de su propia página web, Genexus fue usado para que CVG-Telecom pudiera obtener y procesar datos de las elecciones de diciembre de 2006 en tiempo real, usando 50 operadores telefónicos que recibían los datos de 500 mesas de votación. "Ellos necesitaban un sistema para obtener información real de las elecciones antes que el CNE publicara los resultados oficiales". Se usó a Genexus para montar ese sistema.

Es aquí donde queremos apelar a la sinceridad de las palabras del Ministrio Jesse Chacón para que revise los detalles del convenio Uruguay-Venezuela, que aparentemente obliga a nuestra Nación a ceder parte de su soberanía tecnológica a cambio de usar un software privativo.
Publicar un comentario