29 de mayo de 2006

Software Libre en la prensa de este domingo

Este domingo se publicaron dos referencias interesantes al Software Libre en el diario de circulación nacional Últimas Noticias.

En la página 14 se publicó un artículo llamado "Camino al software soberano", por Heberto Alvarado, bastante interesante aunque con algunas imprecisiones respecto al Software Libre debido a las cuales escribí un artículo en Aporrea.

En la página 21 tenemos una referencia hecha por Luz Mely Reyes al Software Libre. En su columna dominical, escribió lo siguiente bajo el título "La batalla ideológica":

"Pero hay un debate, a mi juicio, mucho más trascendente y muy biuen reseñado en la página de 'Tecnología en Criollo', y que ustedes podrán seguir: el uso único del software libre por parte del Estado.

Lo planteó el ex ministro Felipe Pérez, quien en esto de la política es lo que llaman un alma pura -frente al diputado Luis Tascón-, no obstante no me pronunciaré sobre su estado espiritual. Lo que plantea Pérez va en correspondencia con el discurso soberano tantas veces proclamado desde el alto gobierno.


Sería recomendable seguir el debate sobre la llamada Ley de Info Gobierno. La manzana de la discordia es el uso exclusivo del software libre que plantea Pérez, frente al modelo actual que favorece a los "mercantilistas del conocimiento".

Pero, aunque no me gusta ser negativa, creo que el planteamiento de Pérez es "demasiado camisón pa Petra" en un grupo que no destaca precisamente por su formación ideológica sino por su caracter pragmático.

Y para ser totalmente franca, cada vez que veo los espectáculos que dan los quintorrepublicanos, creo que los más honestos, puros y sinceros -por lo general, están de muy bajo perfil- serán derrotados por los aprovechadores que cual villanos de telenovelas sobreviven a todo y, a diferencia de lo que ocurre en los teledramas, nunca pierden sino que dicen para sus adentros: "¿La revolución? Ja, ja".


A veces nos sentimos como Luz Mely, pero creemos que hay muchas razones para ser optimistas. ¡Sólo que nadie dijo que esta lucha iba a ser fácil!
Publicar un comentario