10 de mayo de 2004

El síndrome "ahí viene el lobo"

A veces, de tanto uno escuchar ciertas informaciones de muchas fuentes, incluyendo algunas que no son dignas de mucha confianza, uno termina cayendo en el síndrome "ahí viene el lobo", y termina volviéndose escéptico, no creyendo en nada ni en nadie. Así me ha pasado con el caso de los paramilitares, del cual tenía muchas informaciones desde hace semanas.

Pero allí los tenemos: 130 colombianos traídos del vecino país. Algunos afirman ser humildes campesinos engañados. Pero han reconocido que venían a eso: a atacar una guarnición, posiblemente el Comando Regional 2 (Naguanagua) o el Comando de Seguridad Urbana de la GN en Caracas.

Globovisión se ha deleitado en transmitir un vídeo donde sólo se ven funcionarios de la Disip y el Cicpc, como "prueba" de que el arresto lo hizo la PM y PoliHatillo. Pero en ninguna parte del vídeo se ven agentes de PoliHatillo o la PM. Tanto así es el fraude del borrachito alcalde de El Hatillo que ninguna agencia de noticias internacional le ha dado peso alguno a su información.

Bueno, ahora tengo que lidiar con un problema: no creo en nadie, ni en mí mismo. Incluso ayer, cuando una llamada telefónica me despertó a las 7 de la madrugada (los domingos la madrugada dura hasta el mediodía) para decirme que estuviese mosca con el caso de los paramilitares, no creía nada de nada. Pero tuve que creer cuando vi las imágenes en TV :)

Y al final, RNV fue el primer medio en Internet que, tan temprano como a las 8.02 de la mañana del domingo ya tenía información sobre los paramilitares capturados, 100 por ciento redactada por mí :) También redacté esta y parte de esta, y estuve fajado hasta las 4 de la tarde colocando cables de Venpres, capturando imágenes y sonido, etc. No está demás alabanrse uno un poquito de vez en cuando ;)
Publicar un comentario